Doce detenidos en una redada contra el cultivo de marihuana en la Cañada Real

Fecha de publicación: 15/10/2020
Fuente: El País
Más de un centenar de agentes de la Policía Nacional han desarrollado desde primera hora de este jueves una nueva operación antidroga en el sector 6 del poblado de la Cañada Real, en Madrid, para desmantelar plantaciones de marihuana y poner coto a los enganches ilegales al fluido eléctrico, muchos de ellos usados precisamente para el cultivo ilegal, según han informado a este diario fuentes policiales. De momento, hay 12 detenidos y se han practicado cinco registros en naves e infraviviendas, en los que se han desmantelado ocho cultivos de droga. Los policías, que están contabilizando las plantas incautadas aunque en principio son más de mil, también han intervenido unos 30.000 euros en efectivo.Las instalaciones con las plantaciones están fuertemente bunkerizadas, por lo que los agentes han tenido que usar sierras eléctricas y mazas. El dispositivo, que se encuentra aún en desarrollo, está dirigido por la Unidad de Drogas y Crimen Organizado (Udyco) de la Jefatura Superior de Policía de Madrid, y en él participan también medios aéreos, los antidisturbios de la Unidad de Prevención y Reacción (UPR), guías caninos y el Grupo Operativo de Intervenciones Técnicas (GOIT). Otro de los objetivos es localizar enganches ilegales al fluido eléctrico y ya se han acabado con varios. En medio de esta macrorredada policial, varios vecinos han cortado a mediodía la rotonda de acceso a la Cañada y la vía de acceso al vertedero de Valdemingómez, lo que ha provocado el retraso en la llegada de camiones.Desde hace dos semanas, los vecinos de esta zona realizan protestas y barricadas contra el corte del suministro eléctrico, incluso 300 de ellos llegaron a quitar las vallas y a cortar un tramo de la A-3 a las cinco de la tarde de ayer miércoles durante 35 minutos. Cuatro agentes resultaron heridos por lesiones, uno de ellos por una pedrada, cuando acudieron a dispersarlos. Una vecina también resultó herida en una caída, pero todos fueron atendidos en el lugar y nadie tuvo que ser trasladado a un hospital.Estos residentes del poblado ilegal ya habían enfrentado el martes por la tarde a la Policía con pedradas y barricadas tras cortar al tráfico la rotonda de acceso a la Cañada con grandes ruedas y otros enseres. A la llegada de los agentes, algunos vecinos les respondieron con lanzamiento de piedras y otros objetos contundentes.Los manifestantes se quejan de que llevan dos semanas con continuos cortes de luz. La compañía eléctrica ha decidido cortársela debido a los numerosos enganches ilegales y a una sobrecarga en la red del 500%, provocada en gran parte por las plantaciones de marihuana indoor.Muchos residentes en el sector 6, el más marginal e inseguro de la antigua vía pecuaria han perdido la comida de los refrigeradores, no pueden calentarse ni enchufar aparatos eléctricos, incluidos los sanitarios. Como tampoco pueden ducharse, aseguran que así no pueden llevar a sus hijos a la escuela. En algunas casas, sostienen varios vecinos, viven varios ancianos que necesitan utilizar máquinas de oxígeno.Este nuevo golpe a la droga en la Cañada Real se suma a la reciente desarticulación del clan de los Kikos, que regentaba presuntamente la venta de drogas en el poblado, donde llegaba a suministrar cerca de 200 dosis diarias de estupefacientes y vivía en un complejo completamente bunkerizado. Su líder regentaba un club de dardos y patrocinaba la carrera internacional del mejor jugador de España. Seguir leyendo